Carrito
No hay productos en el carrito

¿Cuándo poner una almohada al bebé?

¿Cuándo poner una almohada al bebé?

Si eres papá o mamá primeriza seguro que te has hecho esta pregunta: ¿cuándo poner una almohada al bebé?

Es muy lógico hacerse esta pregunta porque piensa que si los adultos estamos mucho más cómodos con una almohada, ¿por qué el recién nacido no lo va a estar?

La pregunta cuándo poner una almohada al bebé se ha convertido en todo un debate. Seguro que has leído y escuchado un montón de opiniones.

Que si es bueno, que si es malo… A qué edad hay que ponerle una almohada al recién nacido…

En realidad es lógico porque como padres estamos muy preocupados por el descanso del bebé.

Descanso es igual a salud y en el caso de los recién nacidos puede influir en su futuro crecimiento.

Lo de cuándo poner una almohada al bebé no es baladí.

Lo que dicen los especialistas sobre la almohada del recién nacido

Lo mejor es hacer caso a los especialistas. En tu caso lo que te diga tu pediatra sobre la mejor manera de descansar para tu bebé.

Ni todas las personas son iguales ni todos los bebés tampoco. El descanso personalizado es lo mejor tal y como ya os dijimos en este post sobre si es bueno o no dormir sin almohada.

En el caso de los recién nacidos cabe decir que los especialistas son unánimes:

Es mucho mejor que duerman sin almohada.

La razón que argumentan es muy sencilla. Las proporciones del cuerpo del bebé al nacer son distintas a los de los adultos.

El cuello es pequeño y la cabeza más grande proporcionalmente que el resto del cuerpo.

Lo que se aconseja que el recién nacido ha de apoyar su cabeza sobre una superficie firme y que esté al mismo nivel que el resto del cuerpo.

Si no se hace así podría tener problemas en su cuello porque la postura que adoptaría al dormir sería muy forzada.

Hemos dicho que la superficie en la que han de dormir ha de ser firma. Y de la mejor calidad, claro.

Por tanto, no está de más que compres los mejores colchones cuna del mercado. Sólo aquellos que te aseguren que el descanso del bebé será perfecto.

Puedes elegir entre los de Aloe Vera o los viscoelásticos, que son los que garantizan este descanso al que estamos aludiendo.

Clik en la imagen para ver los colchones de cuna:

Otras razones para no poner almohada en la cuna

Pero hay más razones para que cuando te pregunten cuándo poner una almohada al bebé contestes que no hay prisa, que más tarde.

Estas razones las hemos entresacado tanto de la Asociación Española de Pediatría como de la Academia Americana de Pediatría y se refieren a la seguridad de los bebés.

Utilizar la almohada puede conllevar la muerte súbita. Los movimientos de los recién nacidos mientras duermen son imprevisibles y si se dan la vuelta pueden llegar a asfixiarse con la almohada porque no recibirían el oxígeno necesario.

De hecho, estas dos instituciones aconsejan para la seguridad del bebé que:

  • El recién nacido ha de dormir boca arriba en un colchón de cuna cuanto más firme mejor.
  • La sábana ha de ser ajustable para que tampoco pueda enrollarse con ella
  • No hay que utilizar protectores de cuna en los barrotes
  • Evitar colocar peluches u otros juguetes que también pueden acarrear asfixia
  • Que la cuna esté siempre libre de cualquier objeto

Entonces, ¿cuándo poner una almohada al bebé?

¿Hay alguna edad cuándo ya es conveniente que los recién nacidos utilicen una almohada?

La  respuesta, siempre siguiendo los consejos de los pediatras, es que se debe utilizar a partir de los dos años de vida.

Los niños, a esta edad, ya se han desarrollado y sus hombros son más anchos que su cabeza. La cabeza comienza a colgarse cuando duermen de lado.

¿Y qué tipo de almohada es la más conveniente?

Se ha de procurar comprar almohadas confeccionadas con materiales textiles que les permitan respirar adecuadamente.

Todo el mundo coincidió que lo mejor es apostar por una fibra natural como el algodón.

El algodón es la más conveniente, de hecho, para toda la ropa de  cama del bebé. También para sus bodies, pijamas, sábanas o los cubrecamas que se decidan colocar.

Hay otra razón para utilizar el algodón. Al ser una fibra natural es la que más cuida de la piel de los recién nacidos. Una piel que todavía se está desarrollando.

Otras fibras artificiales como por ejemplo el poliéster pueden dificultar la oxigenación tanto de la almohada como de su ropa de cama.

Las fibras naturales son mucho más transpirables y tienen la virtud de mantener la temperatura corporal, tanto en verano como en invierno.

También cobra importancia la funda de almohada que debe ser también de algodón para que les facilitemos la respiración y la oxigenación.

De todas formas, si continúa durmiendo sin almohada más allá de los dos años, tampoco pasa nada.

No dejes de preguntar cuándo poner una almohada al bebé

Como ya te hemos contado a lo largo de estas líneas, lo mejor es que acudas a tu pediatra a preguntar cuándo poner una almohada al bebé.

Él, mejor que nadie, y atendiendo al desarrollo del recién nacido te dirá cuándo es conveniente colocar una almohada en su cuna.

Es posible que te diga que empieces por una almohada muy fina para que de esta manera vaya acostumbrándose sin ponerle en riesgo.

Lo que seguro que te dirá tu pediatra es que en los primeros meses de vida del bebé lo más importante es que duerma sobre un colchón firme y que esté fabricado con los mejores materiales del mercado. Son colchones cuna que podrás encontrar en nuestra tienda online.

En este post nos hemos propuesto contestar a las pregunta de cuándo poner una almohada al bebé. Para ello, hemos recogido la opinión de los especialistas en pediatría.

¿Cuándo empezó tu bebé a dormir con almohada? ¿Te lo recomendó tu pediatra? No dejes de contestar a esta pregunta en la sección de comentarios.

¿Te ha parecido interesante lo que te hemos contado sobre cuándo ponerle la almohada a tu bebé? Si tu respuesta es que sí, no dejes de compartir este post por tus redes sociales.

Publicado el 2/2/2021
RSS 2.0 (Colchoneria Noticias)

Deja un comentario

( * ) Campos obligatorios
Tiempo de carga: 0.203 segundos